Santo Domingo, RD. Participación Ciudadana llamo a la Junta Central Electoral y otros sectores gobernantes y a las fuerzas vivas de la nación del país a fin de que se comprometan con su respeto a las leyes reglas y valores democráticos, a la transparencia y al derecho de la ciudadanía a ejercer la democracia en sus diferentes manifestaciones.

En ese sentido, y de cara a la creación de un ambiente propicio para la celebración de las elecciones municipales del 15 de marzo y de la generación de confianza y credibilidad necesarias, proponemos las siguientes medidas:

Cumplimiento irrestricto por parte del gobierno de las leyes normas legales que prohíben en la campaña el uso de los recursos del Estado en la campaña, la propaganda electoral oficial y el proselitismo de los funcionarios.

En ese orden, las autoridades deberán abstenerse privarse de hacer donaciones y concursos masivos, así como el uso de hacer inauguraciones y actos públicos en los cuales se promocione a sus candidatos.

2. Estricta prohibición de todo tipo clase de proselitismo electoral por de parte de todos los partidos hasta el 15 de marzo, como forma de para contribuir a la igual tranquilidad y equidad entre todos los candidatos y candidatas este período extraordinario.  Los mensajes públicos deberán limitarse a proveer información y educación electoral por parte de la Junta Central Electoral (JCE) a todos los ciudadanos y ciudadanas votantes.

3. Eliminación de toda propaganda alrededor de los centros de votación, a más tardar 48 horas antes de las elecciones, como una obligación y responsabilidad compartida por la administración electoral y todos los partidos políticos.

4. La JCE no deberá tomar decisiones unilaterales respecto a las elecciones municipales, presidenciales y congresuales, sin consultar a los partidos participantes y a la sociedad civil que trabaja la temática.

5. Difusión pública de todas las medidas decididas y en ejecución por parte de la JCE, los partidos y el gobierno, antes del 10 de marzo,  de manera que devuelvan la confianza a los electores en el sentido de que el próximo 15 de marzo se votará sin ninguna dificultad, desde las siete de la mañana, respetando todos sus derechos electorales.

6. Que los resultados electorales del 15 de marzo sean determinados y ofrecidos por las Juntas Electorales Municipales, en base a las actas de cada colegio electoral y que luego sean transmitidos a la JCE.

7. Entrega inmediata por los partidos políticos del informe de ingresos y egresos de 2019 y que similar informe correspondiente a enero-marzo 2020 sea entregado en el siguiente mes de abril.

8. Que la OEA, IFES y UNIORE mantengan la transparencia e imparcialidad en su investigación de lo sucedido el 16 de febrero y todos sus hallazgos sean presentados a la sociedad dominicana.

9. Que los partidos y la JCE brinden las más amplias garantías para el trabajo de los observadores nacionales e internacionales acreditados por la JCE, incluyendo su presencia en los colegios electorales.

10. En cuanto al pacto sugerido por diferentes sectores, proponemos: a) que sea discutido sin exclusiones de partes interesadas y en un plano de igualdad entre todos los actores políticos y sociales interesados; b) que tenga como agenda la legalidad y diafanidad de los procesos electorales pendientes, incluyendo el tema de los delitos electorales y la  selección por consenso del Procurador Electoral Especial; c) que no dependa de mediadores de excepción, sino de la voluntad de los actores y de un protocolo de adopción y ejecución firmado entre todos los actores del sistema.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here