Las autoridades han anunciado que requisarán una edificación que estaba destinada a un proyecto de vivienda y que todavía no está ocupada.

Hong Kong, RT.- Residentes de Hong Kong han salido a las calles para protestar contra los planes del Gobierno de alojar pacientes en cuarentena o médicos en un barrio local.

Las autoridades han anunciado que requisarán una edificación pública llamada Fai Ming Estate, que estaba destinada a un proyecto de vivienda y que todavía no está ocupada, tomando en cuenta las posibles consecuencias del nuevo brote de coronavirus.

La líder de Hong Kong, Carrie Lam Cheng Yuet-ngor, declaró este fin de semana la emergencia ante el brote del nuevo coronavirus y afirmó que presidirá personalmente un comité directivo interdepartamental, que emitirá medidas estratégicas respecto al brote tan pronto como sea posible.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here