SANTO DOMINGO. Según el Banco Central de la República Dominicana, la economía registró un crecimiento interanual en enero del presente año ascendente a 4.7%, una tasa que se ubica cercana al potencial del crecimiento de la economía nacional, de acuerdo a las estimaciones de los resultados preliminares de la economía.

Para ese cálculo, el Banco Central se basó en el indicador mensual de la actividad económica, conocido como el IMAE. Este es un indicador de alta frecuencia que, tal como lo dice, tiene una periodicidad mensual.

El indicador recoge información de todas las actividades económicas incluidas las cuentas nacionales, para las cuales se utilizan indicadores de precios, volumen y valor.

De acuerdo al Banco Central, el IMAE refleja ese crecimiento de 4.7% cercano al potencial, no obstante, los efectos adversos que se han presentado en el entorno internacional y doméstico de alta incertidumbre y expectativas negativas. Y agrega que “este resultado refleja los fuertes fundamentos macroeconómicos de la economía dominicana”.

Explica que al aislarse del indicador los factores estacionales e irregulares de la serie, el IMAE muestra una expansión anualizada de 5.3%, reflejando que la actividad económica en la coyuntura se mantiene creciendo a un ritmo consistente con lo previsto en el programa monetario para el cierre de 2020.

Agrega que, en enero, las actividades económicas de mayor contribución al crecimiento fueron construcción, servicios financieros, salud, energía y agua, manufactura de zonas francas comercio, agropecuaria, actividades inmobiliarias y de alquiler y otros servicios.

El BC atribuye ese comportamiento de la economía a los “efectos rezagados de las medidas de estímulo monetario adoptadas a mediados del año pasado”.

Esas medidas consistieron en la disminución en 100 puntos básicos de la tasa de política monetaria y la liberación de más de RD$34,000 millones del encaje legal para ser prestados a los sectores productivos a una tasa fija máxima de 9.0% y a un plazo de seis años.

De acuerdo al Banco Central, esas medidas contribuyeron a que el crédito al sector privado se expandiera en más de RD$128,000 millones al cierre de 2019, “la mayor expansión anual de la historia de la economía dominicana para un año calendario”.

Agregó que, en el tiempo transcurrido del presente año, el financiamiento privado en moneda nacional registró un crecimiento interanual de 12.6% a febrero, lo que significa que se mantuvo por encima del crecimiento anualizado del Producto Interno Bruto (PIB) nominal.

Esto evidencia, según el Banco Central, que “el mecanismo de transmisión de la política monetaria asociado a las medidas de corte expansivo aún se encuentra operando”.

De eso, concluye, se prevé que las condiciones monetarias favorables continúen apoyando la demanda interna en los próximos meses, contribuyendo a que la economía se mantenga expandiéndose a un ritmo de alrededor de su potencial durante 2020.

Oro y petróleo

En cuanto a las cuentas externas, el Banco Central informó que las remesas exhibieron un significativo aumento durante los últimos meses, con un crecimiento interanual de 8.4% en el mes de enero.

Eso se reflejó en un flujo de divisas hacia el país por un monto de US$581.9 millones en enero.

El barril del petróleo WTI se cotizó en US$41.28 el barril, al cierre del pasado viernes, ante una menor demanda mundial. Mientras que la onza troy del oro se cotizó por encima de los US$1,682.23.

Precios de la canasta

En cuanto a la inflación, en el mes de enero fue de 0.33%, y en febrero esta registró un descenso de 0.13%, lo que el Banco Central explica principalmente por la caída en los precios de los combustibles. Pero en cuanto a su variación interanual (que incluye 12 meses) el crecimiento del IPC se ubica en 3.66% al cierre de febrero.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here