Santo Domingo.- La Asociación Dominicana de Administradoras de Fondos de Pensiones (ADAFP) hizo este miércoles un llamado al Senado de la República sobre “las graves consecuencias que tendría una nueva modificación a la Ley 87-01, sobre Seguridad Social”.

La entidad hizo el planteamiento tras la aprobación en segunda lectura en la Cámara de Diputados del proyecto que busca la entrega del 30% de los fondos de pensiones a trabajadores. La pieza fue sancionada el lunes 22.

A través una nota de prensa, la ADAFP consideró que en tiempos difíciles, como el que vive en estos momentos la nación por la pandemia del COVID-19, “se hace necesario que los representantes políticos cuenten con altas dosis de sensatez y reflexión de cara al futuro económico del país, despejar confusiones y evitar decisiones perjudiciales, especialmente a poco tiempo de las elecciones presidenciales”.

La entidad reiteró que, de aprobarse dicho proyecto, impactaría “muy negativamente en la economía, encareciendo los precios, debilitando el sistema monetario”.

“Y el valor de la pensión de los trabajadores disminuiría doblemente por retirar parte de los ahorros obtenidos hasta la fecha. Otro punto a considerar es el impacto perjudicial que dicha operación tendría en el valor patrimonial de los fondos, colocándolos en una situación de precariedad a futuro. Tendría además consecuencias perversas sobre los sectores más vulnerables de la sociedad, así como para la estabilidad y el crecimiento económico”, indicó en el documento.

Agregó que aumentaría desproporcionadamente la emisión monetaria en más de 64% respecto al nivel actual; provocaría altos índices de inflación; mayor presión y deslizamiento de la tasa de cambio. Además, un incremento de las tasas de interés y reduciría el poder adquisitivo de las personas, principalmente de los hogares de menores ingresos.

“Estas consecuencias negativas también han sido advertidas por la Superintendencia de Pensiones (Sipen), el Consejo Nacional de Seguridad Social (CNSS), el Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), la Confederación Patronal de la República Dominicana (Copardom), la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD), la Asociación de Hoteles y Turismo de la República Dominicana (Asonahores), la Fundación Institucionalidad y Justicia (Finjus), los sindicatos, los partidos políticos mayoritarios y expertos en economía y pensiones de nuestro país y el extranjero”, detalló.

La ADAFP reiteró su llamado al diálogo tripartito para la revisión de la Ley 87-01, pasadas las elecciones nacionales del próximo mes de julio.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here